jueves, 1 de enero de 2009

Año nueve

La destrucción deliberada de vidas e infraestructuras civiles por parte de los seguidores de Theodor Herzl da una hostia de realismo a los que pensamos que a estas alturas de la Historia los problemas se han de solventar de manera más educada. Además de confundir desde las alturas misiles con bombonas de oxígeno los mandamases del ejército y del Estado hebreo impiden la labor de trabajadores humanitarios, de derechos humanos y periodistas (para proteger sus vidas, decía uno de la embajada en España el otro día por la radio).

Las muertes por ataques armados en Israel y Palestina en 2008 (25 de unos, 700 de los otros) no son pocas. Pero, aunque éste es un punto estratégico en la geopolítica internacional y es objetivo de todos los focos (a pesar de que muchos miren para otro lado cuando los okupas amigos del sheriff aniquilan al dueño del terruño prometido, encerrado en la caseta del perro), no olvidemos que hay otros conflictos tanto o más sangrantes repartidos por el mundo y una silenciosa y demoledora tragedia llamada pobreza que, sin necesidad de declaraciones de guerra, causa más estragos que todos los anteriores juntos.

El año que entra no será un año nuevo sino simplemente un número más, un año nueve. Eso es lo que parece. Y contra eso nos hemos de rebelar. ¿No?. Alguien a quien tengo estos días cerca dijo "Soy pesimista en el pensamiento y optimista en la acción". Al menos actuemos así. Aunque sea por egoísmo.

Mis deseos para este nuevo año se resumen con este vídeo, que no dice nada, pero lo dice todo. Ha sido elaborado por Playing for change, un movimiento multimedia creado para inspirar, conectar y traer paz al mundo a través de la música.


4 comentarios:

perdido dijo...

100 % recuperado (de un virús antinavideño).
Comienza bien el año Agn, ánimo con tu trabajo ahora que aunque requiere mucho esfuerzo es, seguro, bastante gratificante para ti y para tus compañeros.
Te estaré siguiendo estos días. Un abrazo emorme!

agnóstico apático dijo...

No te pierdas, perdido, que te queremos ver a la vuelta.

Otro abrazo.

AltermundistaCR dijo...

Feliz año nueve. Gracias por hacerme llegar hasta el proyecto de Playing for Change, ha sido un soplo de aire fresco.

agnóstico apático dijo...

Feliz año, alter... y de nada. El vídeo es fantástico.