martes, 12 de febrero de 2008

Pajaritos y pajarracos

La película del cine-club de ayer (Pajaritos y Pajarracos de Pasolini) me aburrió soberanamente. Me pasó algo similar con El Proceso de Orson Wells, que tiene unas imágenes espectaculares, vale, pero por la que no me sentí cautivado

Encima no entendí nada de la introducción que hizo un señor con toda su buena voluntad hablando de la tesis, la antítesis y la síntesis del marxismo, la influencia de los medios de producción en la superestructura y la idea de Pasolini de que en esto también tenían mucho que decir las formas de reproducción. ¡Era homosexual, el director era homosexual!. Pues yo no lo ví reflejado.

Quizás tenía la mente en otras cosas. En problemas que uno se crea de forma artificial o al menos sin buscárselos. No basta con esforzarse en agradar, hay que andar con cuidado para no cagarla con una frase mal entendida, con un sentido del humor no compartido.

Pero al final el pajarraco con problemas de conciencia solventó una conversación pendiente. Y es que se pueden evitar, retrasar o pretender olvidar, pero tarde o temprano se convierten en lastres que se han de soltar o en nudos estomacales que, a los que padecemos las arbitrariedades del aparato digestivo, nos pueden parecer hasta normales. Recuerden: los neurotransmisores no se olvidan de las charlas pendientes. Y uno va, lo suelta y hace justicia con los demás y consigo mismo.

Todos podemos ser pajaritos y pajarracos.

5 comentarios:

el llamado perdido dijo...

Tío, imposible estar más de acuerdo contigo. ¿tesis, antitesis, homosexual, reproducción? Y todo eso mientras se recorre palmo a palmo el espacio completo del bar donde estaba, a toda leche. Que nadie se moleste, pero vi un poco de profesor eminente y chiquito de la Calzada en el mismo tío. Lo de las conversaciones pendientes también lo comparto, qué te voy a decir, je je!
¡Vaya películas nos montamos, en el cineclub y fuera de él!

juan rafael dijo...

Buffff...hay peliculas que te aburren ineludiblemente. Las peores, las que pretenden hacer reir sin conseguirlo.
Saludos.

marian dijo...

pues claro que si, es para mi un honor!!

Agnóstico Apático dijo...

mira, perdido, estos intelectuales o están en una órbita demasiado lejana a la nuestra o hablan en otro idioma, porque yo no los entiendo.

juan rafael, pues ésta es una de ellas, se supone que el amigo Pasolinio pretendía hacer una comedia. Pero le salió un churo, con perdón para los expertos.

Agnóstico Apático dijo...

marian, gracias.